jueves, 7 de mayo de 2009

Viaje a L'Alguer / Alghero, en Italia

Playa cerca de l'Alguer/Alghero, en Italia

Playa en l'Alguer / Alghero, en Cerdeña (Italia)
Naturaleza paradisíaca en pleno Mediterráneo
Foto: www.hotel-alma-alghero.it

Sin necesidad de desplazarnos a otros continentes distintos al europeo, podemos encontrar lugares fascinantes a los que viajar, llenos de novedad e incluso de exotismo.

En esta ocasión sugerimos en VIAJESIA viajar a L'Alguer (Alghero en italiano), ciudad que se encuentra en el noroeste de la isla de Cerdeña (Sardegna en italiano).

En las comunidades del Estado Español donde se habla catalán se conoce bastante bien la existencia de L'Alguer, por cuanto en esta localidad se habla un dialecto del catalán, el alguerés, influido por la vecina lengua sarda y por el italiano oficial.

L'Alguer/Alghero y sus alrededores nos ofrecen una cantidad ingente de atractivos, y de todo tipo, maravillas hechas por el hombre y maravillas de la naturaleza.

Como ya hemos dicho, la ciudad de L'Alguer se encuentra en la costa noroccidental sarda, en la provincia de Sassari, y puede accederse a ella por barco o bien por avión (además de contar con buenas comunicaciones por carretera con el resto de las localidades de Cerdeña). A únicamente 13 quilómetros del núcleo urbano de L'Alguer se encuentra el importante aeropuerto de Fertilia.

Numerosos son los monumentos que pueden visitarse en L'Alguer; vetustos palacios y hermosas iglesias festonean la ciudad. En esta ocasión nos limitaremos a sugerir una visita a la bellísima Catedral de Santa María, comenzada sobre el año 1.500; cuenta con un campanario octogonal magnífico.

Los amantes de las playas están de enhorabuena en L'Alguer: próxima al centro de la ciudad se encuentra la playa de Lido, frecuentada por turistas y autóctonos; muy próxima también se encuentra (a sólo 1 quilómetro del centro) la playa Maria Pia, que cuenta con una gran extensión arenosa.

Desde L'Alguer en dirección al famoso cabo Caccia (capo Caccia), nos encontramos con espléndidas playas, de aguas transparentes, como la de Lazzaretto, ideal para el baño de familias con niños, por la escasa profundida del mar. Partiendo de aquí nos topamos con preciosas calas, gemas de soledad y espíritu salvaje para aquellos que gustan de la intimidad, hasta llegar a la playa "delle Bombarde", perfecta para inmersiones y para la práctica del surf.

Más adelante en nuestro viaje hacia el cabo Caccia, cerca del parque de Porto Conte, tenemos la playa Mugoni, que cuenta con aguas bajas, muy indicada para un buen baño, incluso para aquellos que no saben nadar.

Existen numerosas calas, más allá de la playa Mugoni, con aguas límpidas como cristales, y algunas de ellas son merecidamente famosas, como Cala Viola y Cala Dragunara, ésta última muy conocida por los buceadores que aman los fantásticos fondos marinos, plenos de colores de vida; en esta última cala, además, hay un pequeño muelle desde donde es posible embarcar hasta las Grutas de Nettuno (Grotte di Nettuno), ya en el cabo Caccia.

Existen alrededor del cabo, además de las grutas mencionadas, otras no menos famosas, como la Gruta Verde. Alrededor del cabo se alinean algunas sorprendentes isletas y farallones, cuya visión deja fascinado al viajero. Pero este mundo fantástico del Cabo Caccia, sus grutas, islas y naturaleza salvaje, lo dejamos en VIAJESIA para otra ocasión. Seguramente cuando tratemos de todo ello nos adentraremos en el terreno de la poesía, de alguna manera, porque la belleza de estas tierras que se adentran en el Mediterráneo más puro, horadadas de mágicas grutas, con islas como pájaros celestes varados en la mar, son embriagadoramente bellas para cualquier viajero.

Isleta en Cerdeña

De la misma forma que queda para otro post en VIAJESIA hablar de los conocidos "nuraghi", antiquísimas construcciones de piedra, como los poblados de Palmavera y Sant'Imbenia. De igual manera son muy interesantes las necrópolis de Anghelu Ruju y Santu Pedru.

Las bellezas de L'Alguer/Alghero, la ciudad catalana de Italia, son tantas que es imposible cubrirlas en unos pocos artículos. Volveremos en VIAJESIA a esta costa privilegiada, conocida como la Riviera del Coral (Riviera del Corallo). Volveremos para informar sobre sus maravillas inagotables, su mar de colores imposibles, su naturaleza mediterránea bien conservada, sus grutas marinas, sus islas-pájaro, el tesoro de sus playas, sus monumentos y sus gentes.

Juan Bielsa